El Día de los Muertos y su celebración en América Latina

El Día de los Muertos se celebra el 1 y 2 de noviembre en toda América Latina,  para recordar y honrar a los seres queridos que han fallecido.

Debido a que el Día de los Muertos es una mezcla de prácticas indígenas y tradición católica, encontrarás algunas variaciones en la forma en que celebran los diferentes países de América Latina.

México

El Día de Muertos es una de las celebraciones más importantes de México. Sus raíces se remontan miles de años, mucho antes de la llegada de los españoles. Se ha convertido en una mezcla de tradición católica y misticismo mexicano, conmemorando la muerte como un elemento más de la vida y como una forma de recordar y honrar a los seres queridos.

Cada año muchas familias colocan ofrendas y altares decorados con flores de cempasúchil, papel picado, calaveritas de azúcar, pan de muerto, mole o algún platillo que le gustaba a sus familiares a quien va dedicada la ofrenda, y al igual que en tiempos prehispánicos, se coloca incienso para aromatizar el lugar. Asimismo, las festividades incluyen adornar las tumbas con flores y muchas veces hacer altares sobre las lápidas.

Colombia

El Día de los Fieles Difuntos se lleva a cabo el 2 de noviembre y tiene como principal objetivo rendir tributo a las personas que fallecieron, es una tradición católica que conmemora la memoria de aquellos seres queridos que partieron al cielo. Los cementerios de la ciudad tienen esta fecha como una de las más importantes de su agenda por la gran afluencia de visitantes que se acercan a las tumbas de sus fallecidos.

Guatemala

En Guatemala, existe la creencia de que las almas benditas salen de los cementerios y aparecen en algunos sitios. Por ello, muchas personas, ponen agua y una fotografía del fallecido en los altares caseros. Días antes del festejo, limpian las tumbas y las decoran con la flor del muerto, de color amarillo, que sólo florece en esta época.

Perú

El momento más emotivo se da en el cementerio, donde los allegados al difunto visitan su tumba y dejan flores para honrarle y es común que las familias coman en, e incluso sobre, las tumbas de los familiares fallecidos antes de dejarles comida puesta para el difunto, los familiares disfrutan de un banquete en su honor.

Venezuela


Numerosas personas salen desde muy temprano rumbo al cementerio, llevando flores para recordar a seres queridos que han partido hacia otros planos. También suelen solicitar una misa en su nombre, durante la cual el sacerdote lee los nombres de las personas recordadas. La oración es la actividad central, al inicio del día, durante la visita a la tumba, en el momento de la Misa o al final del día. De este modo se les recuerda, se les desea la paz y un camino luminoso.

Argentina

En la región metropolitana de Buenos Aires la gente solo concurre a los cementerios a llevar flores a los difuntos. En la capital Argentina, Buenos Aires, la celebración está asociada a Halloween. Los niños pintan sus caras, en algunos lugares de tragos o baile se realizan actividades asociadas a esa fiesta.

También se la llama el Día de las Almas, porque son ellas que regresan donde vivieron a celebrar un banquete especial. Muchas casas son adornadas con figuras de los objetos queridos por los difuntos, realizadas con masa de pan. Asimismo, se presenta la comida y bebida favorita de las almas que visitan estos altares, junto con una escalera con el fin de “acercarlas al cielo”.

Ecuador

La población suele llevar la colada morada y las Guaguas de pan a los cementerios como ofrenda a los muertos. Es una tradición muy importante de los primeros habitantes de Ecuador.

El Salvador


Muchas de las familias vistan los cementerios para homenajear a los seres queridos que han fallecido. Los camposantos se visten de colores, festones, confeti y se engalanan de flores. Esta tradición es parte de La Conmemoración de Todos los Fieles Difuntos, feriado religioso llevado a cabo todos los años con el objetivo de elevar plegarias por aquellos que han dejado su vida terrenal y han trascendido a un plano espiritual o celestial.

Nicaragua

El motivo principal es ir al camposanto a orar por sus seres queridos que han terminado su vida terrenal y han pasado a otro plano de vida, también pintan las tumbas, limpian las bóvedas, llevan flores frescas, algunos sepulcros los decoran con murales, en algún momento un miembro de la familia contrata a un músico o trío para que cante las canciones preferidas del difunto.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Translate »